Tras clasificar a la final de la Copa Maradona, Russo habló sobre la polémica que se generó por los dos casos de coronavirus en Santos

Miguel Ángel Russo sigue haciendo crecer su figura en el banco de suplentes de Boca: el empate contra Argentinos Juniors le permitió clasificar al equipo a la final de la Copa Maradona, más allá de que todas las energías están puestas en lo que sucederá entre semana ante el Santos por la semifinal de la Copa Libertadores. En las últimas horas, el partido que disputaron contra los brasileños días atrás quedó en el centro de la polémica: dos futbolistas del Peixe dieron positivo de coronavirus y encendieron las alarmas por la Bombonera.

Tras el 2-2 en La Paternal, Russo tocó ese espinoso tema y explicó que están llevando adelante los cuidados necesarios para evitar los contagios: “Nosotros dejamos todo eso atrás. Estamos tranquilos. Nos enfocamos pura y exclusivamente en el partido. Después el Consejo del Fútbol, nosotros mismos, todos, estamos pendientes de todo. Buscamos lo mejor: nos hemos hisopado y tenemos todos negativos. Eso nos deja tranquilos. Mañana volveremos a hisoparnos otra vez”.

Los testeos positivos del arquero titular John y del defensor Wagner Leonardo se conocieron públicamente durante la tarde del viernes y generaron debate porque inicialmente se rumoreó que los resultados habían sido recibidos antes del duelo por Libertadores. Inmediatamente, Santos desmintió esas versiones falaces: “El resultado estuvo disponible alrededor de la medianoche de miércoles a jueves, después de que se jugó el partido”.

Independientemente de este tema que generó controversias, Russo también se enfocó en lo que sucederá en ese duelo por Copa y habló sobre la presión que le mete Wanchope Ábila, autor del segundo tanto ante el Bicho. “Ramón es un jugador importante como lo son todos. Estamos buscando con esto de la doble competencia que la mayoría tenga continuidad. A mí me exige y es lo lindo del entrenador tener que elegir. Es mucho más necesario que a veces no tener. Prefiero esto. La continuidad que vamos rotando. Algunos hacen un esfuerzo muy grande, el que no juega tiene ganas de jugar y eso es bueno. Nos eleva permanentemente”, consideró.

En relación a la formación que podría colocar el próximo miércoles en Brasil por la vuelta de las semifinales, aclaró: “Es muy pronto. Nosotros vamos obligados. Venimos permanentemente jugando cosas importantes. Es bueno que tengan buenos niveles, que sea competencia sana. Es mucha la exigencia física que tenemos. Boca es así. Este grupo está muy bien de la cabeza principalmente porque todo lo que enfrenta tiene la necesidad y la obligación de llegar a las finales como mínimo. Esto es un logro importante. Ahora tenemos que recuperarnos para jugar en Santos”.